viernes, 7 de noviembre de 2008

Música funcional

Escribo estas líneas mientras en mis oídos retumba la frase "Que nivel de mujer", proferida por el infumable Luis Miguel. Sus parlantes -que saturan- escupen música de esa calaña durante todo el día. Me refiero a los de una compañera laboral, cincuentona, que prefiero no ahondar en detalles, eso no nos incumbe a ninguno de nosotros.


Quién haya tenido el dudoso honor de trabajar en una oficina, bien sabe que allí uno se encuentra con diversas personas, de diversas preferencias de diversas cosas. En resúmen, en la oficina hay diversidad, por si no quedó del todo claro. Al pasar demasiadas horas en el trabajo -incluso más que en la propia casa- uno va conociendo los aspectos distintivos de cada uno de sus compañeros laborales. Y no hablo de comidas, ni gustos sexuales. Esto es una cuestión musical. ¿Qué sería de nuestras horas sin la música? El ritual comienza la noche anterior, al preparar el reproductor de mp3 en la comodidad del hogar, con miles de discos disponibles al instante. Esa será nuestra fiel compañía desde el esclavizador viaje de ida hasta las cuadras que separan la parada del bondi de la puerta de casa, caminadas con cansancio, a la vuelta. En el medio, de nuevo, la oficina. ¿Y qué poner para amenizar la estadía?

Cierta vez, en un trabajo anterior, decidí poner un disco de The Residents. En la mitad del primer tema, escuché una voz femenina: "¿Qué es esa licuadora?". Ahí entendí que no se puede escuchar cualquier cosa. Sin embargo, tiempo más tarde, durante el frenesí final de "European son" del debut de The Velvet Underground, alguien que pasaba por allí me felicitó y me dijo: "Nunca me hubiera imaginado que en el laburo, alguna vez, alguien pondría el disco de la banana".

Es difícil dejar de lado el rock & roll way of life (?) cuando uno vive permanentemente en ese estado (?); por eso, si bien hay que saber adaptar lo que uno escucha a la situación, nunca hay que bajar la guardia. Para una oficina poco rockera -como la que me toca compartir-, hay que echar mano a los artistas consensuados. Es decir, tipos que cualquiera reconoce su voz y/o su hit de moda le gusta a todo el mundo. En dicha categoría, a la hora de elegir, incluyo a Andrés Calamaro (¡ídolo!), Intoxicados (salteando los temas que hablan explícitamente de excesos), The Beatles (here, there and everywhere!), Soda Stereo, Bob Marley... deberían escuchar como tararean algunos temas. Me recuerda a cuando mi abuela escucha por radio algún tema que me gusta y lo canta... Un plato (?).

Tengo que reconocer que muchas veces no puedo con mi melomanía y le hago más caso a mis oídos que a los ajenos, pero sin faltarle el respeto a nadie. Casualmente, ahora está girando (es un decir) el sumamente agradable "Yankee Hotel Foxtrot" de Wilco, del cual elijo un tema para cerrar el post y para que lo disfruten en la oficina: "War on war", en vivo en el show de David Letterman.



16 comentarios:

flake 7 de noviembre de 2008, 16:09  

ponete Sepultura y que se pudra todo!

Meli 7 de noviembre de 2008, 16:25  

pobre señora de las 5 decadas, si supieras que la estas criticando x internet, jaja

bonito lunch 7 de noviembre de 2008, 16:34  

a ud solo se le ocurre poner a los residents.
en mi office ponen una radio de hits latinos y aprendi a no escucharlos(control mental)

Sofía Crotti y Felix Ramallo 7 de noviembre de 2008, 18:25  

te entiendo completamente, es duro. yo me clavo el mp3 con un solo audifono y se hace loq se puede. Esta comprobado cientificamente que escuchar Vale más de 3 horas por día trae como consecuencia hemorroides.

Stan 8 de noviembre de 2008, 18:24  

excelente post!!!

es una charla que he tenido 200 veces, me tienen que recordar todo el tiempo todos los dias, que baje el volumen, y que cambie..

mucho marley, mucho rem, mucho reggae y latino onda tacuba y aterciopelados (recomendadísimo), dos millones de cosas...

recuerdo hace 4 años, volví de viaje y no paraba de escuchar a Jack Johnson, un producto especial para la oficina, ya que le gusta a todo el mundo.

Ese mismo año editaron in between dreams acá, y se puso re de moda.

mis compañeros de aquella epoca, no paraban de reconocermelo ... ¡Idolo!
jajajajaja

Vicky 8 de noviembre de 2008, 19:01  

Yo tengo épocas. En mi ex trabajo hubo un momento que no me importaba nada y llegaba y ponía lo que quería. Cuando salió el recital de la última gira de Héroes del Silencio lo ponía entero TODOS los días. Y que se vayan todos a la mierda jajajaa

En mi laburo actual va mas la onda "cada uno con sus auriculares" así que no hay problemas.

Cervo 8 de noviembre de 2008, 22:36  

Yo tenía mis epocas.. A veces iba directo al choque con Las plantas de Shiva y su "hay que mataaar a hadaaaaaaad y de paaso a baby echecopar!"

obras 10 de noviembre de 2008, 3:45  

yo en el verano del 98 (posta) laburé en Musimundo de Parque Brown Outlet, y una compañera ponía en "repeat" y a todo volumen, porque la apasionaba, el tema de Marcela Morelo que dice "que es eso de andar dejando corazones rotos, ayyyy mi vida queeee cosaaa de looocooooooos". Y el subgerente decía "buena merca, buena merca" (?). Yo una vez puse Deep Purple y casi me apalean.

Vicky 10 de noviembre de 2008, 10:23  

Obras, en esa época siempre íbamos los findes al Easy de Parque Brown a comprar cosas para mi casa, seguramente nos habremos cruzado (?)

vincent vega 10 de noviembre de 2008, 11:39  

Y yo fuí toda mi vida al Parque Brown... seguramente Obras me vendió alguno de mis primeros discos.

Qué chico que es el mundo, la puta que lo parió (?)

Stan 10 de noviembre de 2008, 11:43  

no creo Vincent, jamás hubieras olvidado esa mirada de asesino cereal devenido a tierno profe de música!!!

Stan 10 de noviembre de 2008, 11:43  

no creo Vincent, jamás hubieras olvidado esa mirada de asesino cereal devenido a tierno profe de música!!!

Cervo 10 de noviembre de 2008, 17:04  

Una mirada cereal sería como que te mire el tigre de kellogs?

caro 10 de noviembre de 2008, 18:22  

asesino cereal, jajajajajaja

Stan 11 de noviembre de 2008, 10:47  

asesinos cereales cervito, don iu nou?

nikki 13 de noviembre de 2008, 20:58  

En mi laburo se escucha todo el dia Aspen Classics... esta bueno, se escuchan cosas copadas de los 70, 80 y 90, pero luego de dos o tres semanas te das cuenta que ponen siempre los mismos dicos. Cuando el chabón de va clavo Kabul.

  © Blogger template 'Ultimatum' by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP